Llamen a sus hijos migrantes este fin de semana

A las madres, abuelas, tías, esposas, hijas. Llamen este fin de semana a sus hijos, nietos, sobrinos, esposos, padres migrantes. Explíquenles que esta elección presidencial es la más importante de sus vidas.

Díganles que si tienen derecho a votar en las elecciones de Estados Unidos (o si conocen alguien que pueden hacerlo) son ellos los que van a decidir el futuro no sólo de Estados Unidos, sino de México, por lo menos durante los próximos cuatro años.

Platíquenles lo que dijo el Papa Francisco cuando visitó México el año pasado, antes de subirse en su avión de regreso, cuando le preguntaron que opinaba del candidato Trump:

“Una persona que sólo piensa en la construcción de muros, dondequiera que se encuentren, y no en la construcción de puentes, no es cristiano”, dijo Francisco. “Eso no está en el Evangelio”.

Díganles a sus familiares migrantes que se imaginen a su hija o su hermana en compañía de ese hombre que dice que: “cuando eres famoso, puedes manosear a las mujeres”. Que imaginen, si se lo encontraran en la calle después de propasarse con una jovencita, si lo saludarían, o lo golpearían, para defender el honor de la víctima.

Recuérdenles que ustedes saben lo duro que ellos trabajan, a veces dos o tres turnos, para juntar dinero honesto que siempre envían sin falta. Mientras que el candidato Republicano dice que los mexicanos que estamos en Estados Unidos somos, salvo algunas excepciones, lo peor de Mexico, “violadores y criminales”.

Háganles saber que mientras los migrantes contribuyen a este país, que los ha acogido tan generosamente, pagando sus impuestos y respetando sus leyes, este hombre no ha pagado un centavo de impuestos federales durante veinte años, y siempre ha buscado el vericueto legal para no cumplir las reglas.

Que no olviden que los valores de los mexicano son la constancia, la compasión, la plenitud humana, la tolerancia y la honestidad, mientras que este hombre, como dijo una de las revistas más importantes de Estados Unidos (New Yorker), es “errático, cruel, vacío, intolerante y corrupto”.

Que no se dejen llevar por su discurso populista que tan bien conocemos los mexicanos, pues lo hemos escuchado de nuestros políticos toda la vida. Siempre promesas vacías que acaban en desastre.

Que la elección será limpia, y que cada voto que ellos emitan será contado y determinará quien gobernará el país más poderoso del mundo. Elegirán a un presidente con el poder de decidir que hace Estados Unidos en favor o en contra del futuro de México.

De elegir a Trump, las consecuencias las sufriremos todos, pero sobre todo sus familiares en México que se esfuerzan por una vida mejor todos los días. Que piensen en el insulto a su dignidad porque los mexicanos pasarán a ser personas de segunda. La construcción de un muro que sólo hará mas peligroso el cruce de miles de compatriotas desesperados. El fin de los trabajos en las fábricas, los negocios, y los invernaderos que dependen del comercio con Estados Unidos. La imposibilidad de comprar una celular o una televisión porque no habrá empleos ni dinero. El recrudecimiento de la violencia porque los débiles decidirán tomar el camino fácil del crimen y el narcotráfico.

Trump es un verdadero peligro para México. Pero la elección de Estados Unidos esta en sus manos. A las madres, abuelas, tías, esposas, hijas. Llamen este fin de semana a sus hijos, nietos, sobrinos, esposos, padres migrantes. Explíquenles que esta elección presidencial es la más importante de sus vidas.

Mexicano orgulloso, migrante renuente. Economista ITAM y Politólogo Duke. Senior Fellow en CDDRL y Director Centro Estudios Latinoamericanos Stanford University

Mexicano orgulloso, migrante renuente. Economista ITAM y Politólogo Duke. Senior Fellow en CDDRL y Director Centro Estudios Latinoamericanos Stanford University